Logo Logo
Cargando...

Emisión de biofotones y sonidos ajustables: nuevas perspectivas del sistema fascial

Ultima edición: Noviembre 15, 2023, 03:44 Hrs

Alguna vez nos hemos puesto a pensar ¿cómo se comunica la fascia? Sabemos bien que esta comunicación permite una rápida adaptación de las funciones corporales, desde la postura de la función metabólica, la expresión de la percepción psicológica y el dolor, que afecta la salud y el bienestar de la persona. ¿Quieres conocer cómo realizar el abordaje integral de la fascia? Haz clic aquí.

En diversos artículos se hace mención de las herramientas de comunicación que tiene la fascia pero curiosamente la Journal of Evidence-Based Integrative Medicine en Febrero 2018 publica un artículo llamado ?Emission of Biophotons and Adjustable Sounds by the Fascial System: Review and Reflections for Manual Therapy? el cual es el primer artículo que examina la comunicación de la fascia por medio del sonido generado por el deslizamiento de las diversas capas fasciales y la luz que se emite rítmicamente por la fascia.

El objetivo de este artículo  es tratar de entender si los biofotones y sonidos ajustables pueden ser útiles en la práctica de los osteópatas, quiroprácticos y terapeutas manuales, como una nueva evaluación a utilizar para validar la respuesta del paciente después de enfoque del operador.

La comunicación de la fascia

La aponeurosis es una red tridimensional de tejido ininterrumpido. El diccionario medico Salvat define la como ?aponeurosis? y a la aponeurosis como ?red de tejido conectivo blanco luciente y resistente?. El sistema fascial envuelve, organiza, separa, une da forma y sostiene estructuras tales como: órganos, vasos, nervios, ligamentos, tendones, músculos y huesos.

Este sistema posee varias herramientas para la comunicación dentro y fuera del cuerpo, precisamente debido a su rasgo característico de ser envolvente y al apoyo a cada área del cuerpo. Estas comunicaciones permiten una rápida adaptación de las funciones corporales, desde la postura de la función metabólica, la expresión de la percepción psicológica y el dolor, además distribuye impulsos eléctricos en conjunto con o independiente del sistema nervioso central y periférico.

La aponeurosis se comunica a través de herramientas líquidas, por medio de conductos conocidos como los conductos Bonghan, una red que lleva la información a todas las partes del cuerpo, independientemente de los sistemas linfáticos y sanguíneos. También posee herramientas metabólicas que son sintetizadas por una señalización autócrina y parácrina de la aponeurosis, y se encuentran organizadas por todo el cuerpo, en contacto con diferentes moléculas capaces de influir en el tejido, muscular, visceral, hueso y en el comportamiento neurológico.

Los fibroblastos y telocitos son células individuales que componen el sistema fascial, capaces de comunicarse físicamente con las células vecinas y distantes, a través de los puentes temporalmente creados por las mismas células para el transporte de flujos de información orgánica.

La presión generada por la contracción y elongación del sistema miofascial permite que las células a deformarse y adaptarse, un fenómeno que está en la base de la mecano-transducción, la presión es otra poderosa herramienta de intercomunicación para todo el organismo.

¿Que son los fotones?

La idea de la luz como partícula retornó con el concepto moderno de fotón, que fue desarrollado gradualmente entre 1905 y 1917 por Albert Einstein apoyándose en trabajos anteriores de Planck quien introdujo el concepto de ?cuanto?.

El fotón, fue denominado originalmente por Albert Einstein como ?cuanto de Luz?, y fue hasta 1926 que el científico estadounidense Gilbert Newton Lewis acuña el nombre de ?fotón?. En el siglo XVII, Isaac Newton se defendió teoría de que la luz son partículas. En esos mismos años, Huygens y Hooke (combativos rivales de Newton) apoyaron la hipótesis de que la luz es una onda. Ambas teorías aportaban experimentos que corroboraban el modelo.

El fotón es la partícula portadora de todas las formas de radiación electromagnética, incluyendo a los rayos gamma, los rayos X, la luz ultravioleta, la luz visible, la luz infrarroja, las microondas, y las ondas de radio.  El fotón tiene masa cero y viaja en el vacío con una velocidad constante.

Emisión de fotones ultra delgados

Es un mecanismo diferente en comparación con la luminiscencia, que es la luz reflejada desde una fuente externa o fotoexcitación. Los biofotones son un ?cuanta de campo electromagnético?, cuya naturaleza es para interactuar entre cargas eléctricas, como los electrones o cargas de agregaciones eléctricos como átomos, moléculas y macromoléculas.

La emisión espontánea se produce sin la presencia de estímulos externos, mientras que la inducida es causada por factores bióticos y factores abióticos como la temperatura actual y el gas en el medio ambiente, los estímulos mecánicos y la luz, la radiación ionizante.

La emisión de biofotones ultra delgados espontánea tiene una intensidad de transmisión que es de alrededor de 10 y varios cientos de fotones por segundo por centímetro cuadrado, mientras que la inducida puede aumentar por 2 o 3 veces más. Por lo que no es visible para el ojo humano.

La presencia de radicales libres o especies reactivas de oxígeno, corresponde a la presencia de la emisión de biofotones ultra delgados. Por lo general, la producción de especies reactivas de oxigeno juega un papel importante en la defensa contra infecciones, el envejecimiento y la intercomunicación celular. 

 ¿Cómo ocurre la emisión de fotones?

Este fenómeno varía según la localización en el cuerpo y los ritmos circadianos y estacionales. Durante todo el transcurso del día, la emisión de biofotones es  débil durante el período de luz externa, mientras que en la noche se eleva, y esta fluctuación no se ve afectada por el cambio en la temperatura externa o interna,  ni por la intensidad de la luz del sol o la luz artificial.

Hay una relación inversa con el nivel de cortisol en la sangre, en la que si los porcentajes de cortisol son más altos la emisión de biofotones ultra delgados es menor, y viceversa.

Podemos identificar un ritmo, una oscilación que determina una lógica biológica e implica una función fisiológica. Por esta razón, las variaciones de emisión de biofotones ultra delgados pueden indicar una enfermedad o simplemente marcar la acción de salud de una estructura corporal.

Diversos estudios han puesto de manifiesto que el estado de salud influye en la emisión de fotones por el cuerpo humano. Áreas de la piel lesionada en la etapa aguda o crónica demuestran mayores emisiones que las mismas áreas cuando intacto, aunque no se han aclarado las razones para esto. 

En la actualidad, no existen estudios sobre un gran número de pacientes para poder decir con certeza que una alteración local o sistémica puede influir en la emisión de biofotones, pero, como varios autores han señalado, esto podría en el futuro se convierta en una herramienta de evaluación de diagnóstico.

Relación entre la terapia manual y la emisión de fotones ultra delgados

La terapia manual,  ha demostrado crear variaciones en las emisiones de fotones. Los estudios han puesto de relieve cómo los enfoques con técnicas directas articular influyen en la emisión de fotones tanto a nivel local y en zonas alejadas de la zona de aplicación manual, con una reducción y un aumento, respectivamente.

La respuesta  de la emisión de fotones ultra delgados está relacionado con el tejido fascial, así como su propagación regional y en todo el cuerpo, como una respuesta a las técnicas. Las razones aún no son registradas y aceptadas en los humanos ya que no hay artículos que hagan mención a este tipo de formas de diagnóstico.

¿La fascia produce sonidos?

Efectivamente la aponeurosis produce sonidos, esto se menciona por primera vez en el año 1665 y nuevamente se escucha en 1810 descrito como un ?rodadura de un trueno lejano?, con una frecuencia de entre 20 y 30 Hz. El sonido se escucha con un estetoscopio rudimentario, mientras que en los tiempos modernos se utilizan equipos mucho más finos con un micrófono colocado en la piel.

El miograma acústico registra el sonido producido durante el movimiento activo de un distrito muscular, en modo paralelo con respecto a la señal de grabación desde el electromiograma. Este fenómeno se basa en la vibración lateral de las fibras musculares durante la contracción activa o con estimulación externa por electroestimulación, una vibración que produce ondas de presión que generan un sonido.

Este tipo de vibraciones son causadas por diferencias en la presión a lo largo de la fibra muscular. Esta propagación de la presión se produce en un patrón preciso y oscilatorio, y por esta razón se puede usar como una herramienta de diagnóstico en individuos sanos con condiciones, tanto en adultos y en pediatría.

Resultados

Los biofotones y el sonido desde el sistema fascial poseen un ritmo, un patrón de transmisión oscilatorio; tienen un lenguaje que, muy probablemente, transmite información  entre 2 células, permitiendo así la activación del receptor y la proteína de unión.

En experimentos in vitro con células de fibroblastos de ratón en etapa embrionaria, demuestran que la presencia de vibraciones es capaz de determinar la forma de la célula y su capacidad funcional, actuando directamente sobre el ADN.

El enfoque de la mano del terapeuta utilizando técnicas manuales en el sistema de órganos y en la aponeurosis, determina un cambio en las presiones entre las células y en la propia célula, probablemente actuando sobre la presión variable de los fluidos tales como el ácido hialurónico.

Un estudio in vitro con fibroblastos humanos, estimulando con la presión repetitiva de reproducir técnicas fasciales manuales, mostró cómo el tratamiento es capaz de cambiar la dirección de forma y vector de los fibroblastos. En otro estudio in vitro, con diferentes fuerzas de presión con fibroblastos humanos, informó que las células son capaces de responder a nivel metabólico a la información externa, como en técnicas manuales. De la misma manera un  estudio in vitro, con diferentes dirección de forma y vector de los fibroblastos.

Diversos instrumentos también se utilizan en la terapia manual para el tratamiento de pacientes, que permiten la estimulación vibratoria más profunda que debe darse a la persona. Sin embargo, hasta la fecha no se tiene ningún estudio que determine la adaptación celular a esos medios terapéuticos, aunque algunos textos reportan beneficios clínicos.

Conclusiones

Si bien este artículo nos ayudó a entender con mayor facilidad el comportamiento de la fascia en comunicación con otras estructuras y las formas de transmisión de información esta investigación concluye que algunas técnicas manuales implican el uso de vibraciones y oscilaciones, que son perpendiculares o tangenciales al tejido. Sin embargo, actualmente no se tiene ningún dato que nos permite comprender en qué valores de imponer manualmente vibraciones, ni lo que ocurre como una respuesta de los tejidos a estos factores de estrés.

No se puede afirmar la utilidad de la medición de la emisión de biofotones ultra delgados y sonidos ajustables de la aponeurosis como herramienta clínica pero de cualquier manera esto nos abre un gran campo de investigación en esta área  para crear una unión entre el enfoque de tratamiento manual y el uso de estos fenómenos físicos.

Referencia Bibliográfica

  1. Bruno Bordoni, Fabiola Marelli, Bruno Morabito, Beatrice Sacconi, (2018) Emission of Biophotons and Adjustable Sounds by the Fascial System: Review and Reflections for Manual Therapy, Journal of Evidence-Based Integrative Medicine, Vol. 23: 1-6
Autor: Yosahandi Lira García

¿Que piensas de la publicación?

Sin comentarios para la publicación

Publicaciones recientes

Parámetros, usos y efectos analgésicos de la estimulación eléctrica transcutánea
Autor: Jessika Castellanos Angulo
Dolor referido visceral: bases fisiológicas
Autor: Ismael Romero
Musculatura cervical y trastornos cervicales ¿Qué cambios se producen en el sistema musculoesquelético en los desórdenes de la columna cervical?
Autor: Javier ASENSIO RUIZ
La ecografía aplicada al dolor lumbar crónico: multífidos
Autor: Ivan SUAREZ PEREZ

Publicaciones relacionadas

Son la fatiga del multífido lumbar y la activación transverso abdominal similar en pacientes con hernia de disco lumbar y controles sanos?
Autor: Mikel Junquera
Efecto de la liberación miofascial en el umbral de dolor a la presión en pacientes con cervicalgia
Autor: Yosahandi Lira García
Trastornos Temporomandibulares: signos, síntomas y tratamientos en fisioterapia
Autor: Olgamar Osorio Anderson
Síndrome doloroso miofascial y fibromialgia. Dos entidades diferentes con características similares.
Autor: Jose Jonathan Pozo Ponce
Logo Logo
Espere un momento ...